Memorias de África. Un biplano de sport
Fecha Viernes, 14 septiembre 2012
Tema Aviones de radiocontrol

Memorias de África.- El vuelo de un biplano.

En muchas películas hemos visto escenas de vuelo placentero de aviones, yo recuerdo muy bien el vuelo del Stearman de la película "El paciente inglés" y el de la Tiger Moth de "memorias de África".
Construir un biplano de vuelo suave es un proyecto largamente guardado en el cajón, parece que este curso va a salir a la luz.

Construir una tiger Moth no es un proyecto original, hay versiones para todos los gustos y tamaños, de hecho nosotros nos hemos basado en un plano alemán de los muchos que circulan por Internet.
Nuestro proyecto no es una maqueta, no es nuestro estilo, una maqueta requiere un gran esfuerzo y el sacrificio de muchos detalles prácticos en aras de la realidad de la reproducción, nuestro proyecto es más sencillo, vamos a construir un biplano de sport que no sea demasiado complejo de construir, fácil no será porque un avión de dos alas tiene bastante trabajo, pero será un trabajo razonable.

DSC01942.JPGNuestro proyecto tendrá como objetivo construir un biplano de tamaño manejable, cuanto más grande mejor volará, tendrá 1.80 metros de envergadura y una longitud razonable para que el transporte en un coche medio no suponga una pereza a la hora de salir al campo, le haremos unos montantes prácticos para que no se nos eternice el montaje en la pista y lo equiparemos con un motor de gasolina, gasolina super se entiende, estos motores en la actualidad tienen un precio razonable y una fiabilidad muy por encima de cualquier motor glow, que nos permitirá dar largos paseos a bajas revoluciones deleitándonos con la silueta y el vuelo deslizante de nuestro biplano. . La cilindrada elegida son 26 c.c. Naturalmente podreis montar con tranquilidad motores entre 20 y 30 c.c. , estos últimos tan de moda, y posiblemente menores y mayores de esta cilindrada, en cualquier caso el objetivo es volar fácil, suave y lento, si buscais otra cosa que hacer algún rizo, un tonel y alguna caida de ala no abordeis este modelo porque no es su vocación.




Como siempre, unas de las elecciones claves en el diseño de un avión es la elección del perfil, naturalmente si queremos volar lento hay que elegir un perfil muy sustentador, eso nos aleja de los típicos perfiles simétricos de los biplanos acrobáticos, podíamos haber elgido un clásico Clark Y o un Naca 4412, o un grueso Naca 4415 que en este tamaño iría bien, pero al final hemos sacado del cajón un perfil que encontré en un programa de diseño que anda por ahí, el SPICASMREV del cual no he encontrado documentación pero por su aspecto, 12% de espesor, sin entrada philips, nos pareció en su dia un buen candidato para un proyecto de este tipo.
Los biplanos ofrecen mucha resistencia al avance por lo cual hemos elegido un perfil no demasiado grueso, al no tener entrada philips acelerará mucho menos en las picadas y con el motor empujando.
Pues manos a la obra, recuento de las existencias de balsa y al tajo, en una mañana relajada hemos cortado las cincuenta y tantas costillas que lleva nuestro trasto y os seguiremos contando... AQUí  

Este artículo proviene de Aeromodelismo RadioControl, Radiocontrol.es
http://radiocontrol.es

La dirección de esta noticia es:
http://radiocontrol.es/modules.php?name=News&file=article&sid=75